martes, mayo 08, 2007

La historia que nos rodea y que ignoramos.

Regreso de nuevo a este pequeño rincón después de casi dos meses de ausencia. Gracias a los amigos lo encuentro libre de polvo.

Entremos en materia.


Hace una semana, llevé a mi niño a conocer el metro de la ciudad de México, esto parecerá un poco raro pero el hecho es que mi pequeño jamas lo había pisado y de las pláticas cotidianas el nos pidió visitarlo. Como vivo al sur de la ciudad, decidí tomar la línea 7, que va desde Barranca del muerto a El Rosario, para trasladarnos a el metro auditorio pues quería ir a un parque situado entre la estación y el bosque de Chapultepec. Resulta que el parque en cuestión es el Parque de la Tercera Edad, de acceso exclusivo para los adultos en plenitud y por lo cual no podíamos entrar; lo que me llamaba la atención de ese lugar es el Pabellón Coreano


que se encuentra dentro del parque y que ya tenía tiempo con ganas de visitar, afortunadamente el vigilante nos dejó pasar rápidamente para verlo, pues se percató de mi gran interés por verlo. Después regresamos al metro y fuimos a un par de líneas más para que viajara tanto bajo tierra como en el tramo elevado. Me encanto ver la expresión de su carita cuando entramos y empezamos a bajar hacia la estación, cabe mencionar que la línea 7 es una de las más profundas, y también cuando empezó a avanzar el convoy, o su expresión de asombro al ver algo que no se imaginaba.
Cuando regresamos, mi niño me dijo con esa ingenuidad que se tiene a esa tierna edad, papi, vamos a ir a la barranca del muerto?, yo no quiero ver al muerto!..., por supuesto que le explique que solo se trataba de un nombre, que no había ninguna barranca y menos un muerto.
Pero esto me dejó pensando que estos nombres tienen una razón de ser, por algún suceso ya olvidado por la mayoría de la gente, historia olvidada que no esta presente en el imaginario colectivo de las nuevas generaciones y que nos rodea por todas partes. Eso me llevo a buscar la raíz de esas historias y esto es lo que encontré; bastante interesante por cierto.

Primero lo que me llevó a los orígenes:

Barranca del Muerto.

"Se le llama así porque hace ya muchos años, existió una barranca que tenia de ancho lo que ahora tiene la Avenida y una profundidad que rebasaba los quince metros; el origen de ella data de tiempos prehistóricos, se sabe que en la Sierra del Ajusco el volcán llamado Xitle, provocó una serie de movimientos terrestres y uno de ellos ocasionó una fractura, es decir que la tierra se abrió en un gran tramo originando una barranca.

La posesión de Mixcoac era ambicionado por los carrancistas y zapatistas, y en ocasiones había enfrentamientos que dejaban como saldo un sin fin de muertos y muchos de ellos eran arrojados al fondo de la barranca y con ello abundaron las leyendas, las fantasías y las consejas en donde las almas en pena de algunos muertos aterraban a los vecinos y de ahí surgió el nombre de La Barranca del Muerto."

El rosario.

"En el Siglo XVI la orden de los Jesuitas tenía una gran extensión de tierras cercanas a Azcapotzalco donde levantaron un monasterio y una iglesia que pusieron bajo la advocación de la Virgen del Rosario y así se le conoce al rumbo desde entonces. Cuando los jesuitas fueron expulsados de México, en el año de 1767, muchos ricos mineros adquirieron algunas de esas propiedades y fue Pedro Romero de Terreros, Primer conde Marqués de San Cristóbal y San Francisco, quien obtuvo ese gran latifundio de El Rosario, convirtiéndolo en una Hacienda. Posteriormente aquello fue fraccionado y ahora constituye un gran conjunto habitacional."

Otro de los lugares emblemáticos de nuestra ciudad es el Zocalo, donde se encuentra la Plaza de la Constitución y en la que están representados de de los mayores Poderes en el País; el político representado por el Palacio Nacional; y el eclesiástico, por la Catedral metropolitana.
por cierto este fin domingo el fotógrafo Spencer Tunik realizó las fotografías de desnudo masivo que caracterizan su obra, y la verdad fue impresionante el nivel de participación, entre 18,000 y 20,000 personas en ese lugar.

El Zócalo.

"La palabra zócalo en términos de arquitectura significa cuerpo inferior de una construcción. En tiempos de Santa Anna se proyecto construir un monumento a la Independencia que no se llevó a cabo y lo único que se pudo erigir fue el zócalo de la construcción, que fue removido por estorbar las actividades peatonales quedándose la costumbre de nombrar a todo el conjunto de la plaza como zócalo."

Por último este lugar que tiene una gran tradición cultural y popular en el habitante de la ciudad.

La Lagunilla.

"Es el nombre de un afamado y popular conjunto de mercados dentro de la parte antigua de la Ciudad de México. En la época prehispánica, una entrada de las aguas del lago circundante formaba una laguneta o lagunilla de forma irregular, en cuyas riberas se encontraban los barrios de Nonoalco, Tolquechiuca, Acozac, Coahuatlán y Atezquepan. En 1521 al destruir Cortés la ciudad se levantó el plano o traza de la Ciudad de México sobre las acequias y barrios existentes, quedando fuera de ella La Lagunilla, como parcialidad destinada a la habitación de los indígenas, al igual que todo el resto del área exterior, reservada en exclusiva a los españoles. Muchas décadas pasaron para que ese sitio fuera secándose, al ir bajando el nivel de las aguas circundantes, hasta convertirse en una área cenegosa. Después de la transformación urbana que siguió a las Leyes de Reforma como la apertura de nuevas calles y ampliación de las existentes a través de los conventos de religiosos y cegamiento de innumerables acequias, esa zona continuó siendo una barriada miserable y sucia, reducida hacia 1872 a la Plazuela y Calle de La Lagunilla.
Todo ese rumbo fue poblándose densamente desde fines del siglo XIX y principios del XX, al formarse las colonias Guerrero y Santa María la Ribera, de tal suerte que en 1912 se hizo necesario construir un nuevo mercado anexo al de Santa Catalina a semejanza de todos los demás mercados de la ciudad, fueron estableciéndose sin orden ni concierto, en las calles circundantes y vecinas, puestos de madera con techos de lo mismo o de lámina, para la venta de legumbres, dulces, nieve, telas y efectos varios, dificultando el paso de vehículos hasta hacerlas prácticamente intransitables. Esta situación prevaleció hasta mediados de la década de los cincuenta, en que el Departamento del Distrito Federal construyó numerosos mercados para sustituir los viejos. Así el Nuevo Mercado de Santa Catarina, llamado comunmente de La Lagunilla, fue reemplazado por un conjunto de cuatro edificios: el primero para semillas, legumbres, frutas, pescado y aves, en la Calle de Libertad y Callejón de San Camillto (140 puestos) ; el segundo para ropa y telas, enmarcado por las calles de Rayón, Allende y Ecuador, y el Callejón de la Vaquita (499 puestos) ; el tercero para muebles y varios, en las calles de Allende, Honduras Paraguay (343 puestos), y el cuarto que constituye la zona de puestos, en Libertad y Comonfort. Cada uno dispone de comedor y guardería infantil."

La historia está tan cerca de nosotros y tan olvidada o ignorada por la mayoría, solo es cuestión de abrir lo ojos para encontrar muchas cosas que ahí están esperando para mostrarnos sus secretos.

Sobre las estaciones del Metro de la Ciudad de México (la información fue recopilada de este lugar)

Proximo post: Reflejos de Europa en México.


Música: "Long cool woman in a black dress" del Álbum Distant Light del grupo The Hollies

5 comentarios:

Manolo dijo...

que bien que esta usted de regreso

siempre he querido ver ese parque de cerca, cuando pasas en coche se ve tan extraño, y sobre todo quiero saber que dice -lo que dice-, pero ahora que veo que no se puede pasar creo que tendré que disfrazarme de viejito o algo así

el metro barranca, es, de hecho el más profundo de todos; debido a toda esa actividad volcánica tuvieron que excavar más profundo. en las escaleras de ese metro hace poco hubo un downhill en bici, vinieron de todo el mundo a aventarse.

Alemama dijo...

Amigo, ¡que gusto verte posteando nuevamente! y con una historia de las que ami me gustan, de lo que ven los niños donde uno ya no ve --ni se interroga-- por nada.

Un placer regresar. ¡No te pierdas!

Chester Cuadra dijo...

worales siempre quise saber la historia de brranca del muerto! sabia algunas historias pero nada que ver...

FERNANDO dijo...

mira hoy venia sobre av. rebolucion con mi jefe de oficina y pasamos por barranca del muerto y nos surgio la duda que por que se llamaba de esa for si por que alguien habia en contrado al gun muerto pero ya vi tu investigacion y me saco de la dudate agradesco por el dato

Anónimo dijo...

Q padre!